Dolor de espalda

La columna y la espalda están hechas para proporcionar mucha fuerza, protegiendo la médula espinal y las raíces nerviosas altamente sensibles, pero flexibles, proporcionando libertad en todas las direcciones. Pero muchas partes distintas de la columna pueden causar dolor de espalda, como irritación de las grandes raíces nerviosas que corren por los brazos y las piernas, irritación de pequeños nervios dentro de la columna vertebral, tensiones en los músculos grandes de la espalda, así como cualquier lesión en el disco, huesos, articulaciones o ligamentos en la columna vertebral.

El dolor de espalda agudo aparece de repente y suele durar desde unos días hasta un par de semanas. El dolor de espalda crónico se describe como continuo durante tres meses.

Puede adquirir una amplia variedad de características:

  • El dolor puede ser constante, intermitente u ocurrir en ciertas posiciones o acciones
  • El dolor puede permanecer en un lugar o irradiar a otras áreas
  • Puede ser un dolor sordo, o una aguda o perforación o sensación de ardor
  • El problema puede estar en el cuello o espalda baja, pero puede irradiar en el pie o la pierna (ciática), la mano o el brazo.

Afortunadamente, la mayoría de los tipos mejoran por sí solos: aproximadamente el 50% de las personas pueden experimentar alivio en dos semanas y el 90% en tres meses.

Si el dolor dura unos días, empeora, no reacciona a remedios como el reposo, el uso de calor o hielo, ejercicios y analgésicos de venta libre, por lo general es una buena idea consultar a un médico de espalda. Hay dos casos en los que la atención médica de emergencia es de suma importancia:

  • disfunción intestinal y / o de la vejiga

Afortunadamente, estas condiciones son raras.

Diagnóstico

Las pruebas de diagnóstico pueden indicar si el dolor de espalda de un paciente es el resultado de una causa anatómica. Sin embargo, debido a que las evaluaciones de diagnóstico en sí mismas no son un diagnóstico, llegar a un diagnóstico clínico preciso requiere que una evaluación se correlacione con los síntomas del dolor de espalda y el examen físico del paciente.

  • Radiografía. Esta prueba ofrece información sobre los huesos de la columna. Una radiografía se usa con frecuencia para evaluar la inestabilidad de la columna (como la espondilolistesis), los tumores y las fracturas.
  • Tomografía computarizada Esta prueba es una radiografía muy detallada que incluye imágenes de sección transversal. Las tomografías computarizadas proporcionan detalles específicos sobre los huesos de la columna. También se pueden usar para detectar afecciones particulares, como una hernia de disco o estenosis espinal. Sin embargo, las tomografías computarizadas tienden a ser menos precisas para los trastornos de la columna que las resonancias magnéticas.
  • MRI scan Es beneficioso evaluar condiciones específicas proporcionando detalles del disco intervertebral y las raíces nerviosas (que pueden estar irritadas o pellizcadas). Además, las imágenes por resonancia magnética se utilizan para descartar infecciones o tumores de la columna vertebral.

Las inyecciones también se pueden usar para ayudar a diagnosticar tipos específicos de dolor. Por ejemplo, si se inyecta una dosis de un medicamento para aliviar el dolor en un área particular de la columna vertebral que proporciona alivio del dolor de espalda, reafirma el área que causa el dolor.

Causes

Con mucho, la causa más frecuente de dolor lumbar es la distensión muscular u otros daños en los tejidos blandos. Aunque esta afección no es grave, puede ser muy dolorosa. Por lo general, el dolor lumbar causado por una distensión muscular probablemente mejorará en unas pocas semanas.

Tratamiento generalmente implica un período corto de descanso, restricción de actividades, compresas calientes o frías y analgésicos. Los analgésicos de venta libre que se usan para tratar la distensión muscular pueden incluir acetaminofén (p. Ej., Tylenol), ibuprofeno (Advil), Motrin o naproxeno (p. Ej., Aleve). También se pueden recomendar analgésicos recetados para el dolor de espalda severo.

Típicamente, los jóvenes (30 a 60 años) tienen más probabilidades de experimentar dolor de espalda desde el propio espacio del disco (p. ej., hernia de disco lumbar o enfermedad degenerativa del disco). Por el contrario, los adultos mayores (por ejemplo, sobre 60) es más probable que sufran dolor relacionado con la degeneración articular (p. ej., osteoartritis, estenosis espinal).

A veces, un paciente puede experimentar dolor de pierna más notable en comparación con el dolor de espalda como resultado de ciertas condiciones en la columna vertebral inferior, incluyendo:

  • Hernia de disco lumbar: El núcleo interior del disco puede salir e irritar una raíz nerviosa cercana, causando ciática (dolor en las piernas).
  • Estenosis espinal lumbar. El canal espinal se estrecha debido a la degeneración, que puede presionar la raíz nerviosa y provocar ciática.
  • Enfermedad degenerativa del disco. A medida que el disco se degenera, puede permitir pequeñas cantidades de movimiento en ese segmento de la columna vertebral e irritar una raíz nerviosa y conducir a la ciática.
  • Espondilolistesis istmica. Una pequeña fractura por sobrecarga permite que una vértebra se deslice hacia adelante sobre otra, generalmente en la base de la columna, lo que puede pellizcar el nervio y causar dolor lumbar y dolor en las piernas.
  • Osteoartritis. La degeneración de las pequeñas articulaciones facetarias en la parte posterior de la columna puede provocar dolor de espalda y disminución de la flexibilidad. También puede resultar en estenosis espinal y pellizco de nervios.

Es importante conocer la condición subyacente que es la razón para el dolor de espalda, como remedios a menudo difieren dependiendo de las causas del dolor de espalda.

Factores de riesgo

Existen muchos factores de riesgo para el dolor de espalda, incluidos el envejecimiento, la genética, los riesgos laborales, el estilo de vida, el peso, la postura, el tabaquismo y el embarazo. Sin embargo, dicho esto, el dolor de espalda está tan extendido que puede atacar incluso si no tiene ningún factor de riesgo.

Los pacientes con uno o más de estos factores podrían estar en riesgo de dolor de espalda:

  • Envejecimiento. Con el paso de los años, el desgaste de la columna puede deberse a condiciones (p. Ej., Degeneración del disco, estenosis espinal) que producen dolor de espalda y cuello. Las personas de 30 a 60 años tienen más probabilidades de tener dolencias relacionadas con el disco, mientras que las personas mayores de 60 años tienen más probabilidades de tener dolor asociado con la osteoartritis.
  • Genética. Existe cierta evidencia de que ciertos tipos de trastornos espinales tienen un componente genético. Por ejemplo, la enfermedad degenerativa del disco parece tener un elemento heredado.
  • Gajes del oficio. Cualquier trabajo que requiera agacharse y levantarse repetidamente tiene una mayor incidencia de lesiones en la espalda (p. Ej., Trabajador de la construcción, enfermera). Los trabajos que requieren largas horas de pie sin descanso (por ejemplo, peluquero) o sentado en un asiento (por ejemplo, programador de software) que no soporta bien la columna, ponen a la persona en mayor riesgo.
  • Estilo de vida sedentario. La falta de ejercicio regular aumenta los riesgos de incidencia de dolor lumbar y también aumenta la gravedad de la enfermedad.
  • De peso. El sobrepeso aumenta la tensión en la espalda baja y otras articulaciones (por ejemplo, rodillas) y es un factor de riesgo para ciertos síntomas.
  • Mala postura. Cualquier mala posición prolongada en el tiempo aumenta el riesgo. Los ejemplos incluyen encorvarse sobre un teclado de computadora, conducir encorvado sobre un volante y levantarse de manera incorrecta.
  • Embarazo. Las mujeres embarazadas tienen más probabilidades de desarrollar dolor de espalda debido al exceso de peso corporal en la parte delantera y al aflojamiento de los ligamentos en el área pélvica mientras el cuerpo se prepara para el parto.
  • De fumar

Cuándo contactar a un médico

Generalmente, cuando el dolor tiene cualquiera de las siguientes características, es una buena idea visitar a un médico para una evaluación:

  • Dolor de espalda que sigue a un accidente, como un accidente de coche o caer de una escalera
  • El dolor continúa y empeora.
  • El dolor continúa por más de cuatro a seis semanas
  • El dolor es severo y no mejora después de unos días de remedios típicos, como reposo, hielo y analgésicos (como ibuprofeno o Tylenol).
  • Dolor severo durante la noche que te despierta, incluso de un sueño profundo
  • Hay dolor de espalda y abdominal
  • Entumecimiento o alteración de las sensaciones en la parte superior interna de los muslos, las nalgas o el área de la ingle
  • Síntomas neurológicos, como debilidad, entumecimiento u hormigueo en las extremidades: la pierna, el pie, el brazo o la mano
  • Fiebre inexplicable con aumento del dolor.
  • Dolor repentino en la parte superior de la espalda, principalmente si tiene riesgo de osteoporosis.

La conclusión que todos deben recordar es que si una persona tiene dudas, consulte a un médico. Si el dolor empeora con el tiempo, no mejora con el descanso y los analgésicos de venta libre, o si presenta síntomas neurológicos, entonces es una buena idea consultar a un especialista en columna.

Parte superior / media de la espalda

El dolor en la parte superior y media de la espalda no es tan común como el dolor de espalda o de cuello. Esto se debe a que la parte superior de la columna se llama columna vertebral torácica y es la parte más segura de la columna. Además, el alcance del movimiento en la parte superior de la espalda se ve limitado debido a las uniones de la columna vertebral a las costillas (caja torácica).

El dolor de la parte superior de la espalda generalmente es causado por lesiones en los tejidos blandos, como esguinces o distensiones, tensión muscular causada por una mala postura o mirar hacia abajo durante largos períodos de tiempo (por ejemplo, mensajes de texto, uso del teléfono móvil).

  • Dolor
  • Tightness
  • Rigidez
  • Espasmo muscular
  • Sensibilidad al contacto
  • Un dolor de cabeza

Causas Mid / Upper

Un episodio puede activarse mediante distintos movimientos y acciones, que incluyen:

  • Tener sobrepeso
  • Deportes de contacto
  • Llevando una carga pesada
  • flexión excesiva
  • levantar inadecuadamente
  • el tono muscular pobre
  • Movimientos repetitivos, uso excesivo
  • De fumar
  • Retortijón
  • Latigazo cervical o lesión en el cuello alternativo

Una mala postura al trabajar en la computadora durante mucho tiempo sin tomar un descanso para caminar y estirarse, o en general, puede promover el dolor de espalda superior. Además, tanto la fatiga muscular como el tirón muscular, que a menudo son el resultado de una mala postura, pueden provocar molestias.

¿Qué hacer al respecto?

Por lo general, el dolor de espalda superior no es motivo de preocupación; Sin embargo, puede ser incómodo, doloroso y también inconveniente, si el dolor se desarrolla repentinamente y es grave, como por una lesión (por ejemplo, una caída), y, de hecho, si el dolor y los síntomas (por ejemplo, debilidad) empeoran progresivamente, debe busque atención médica.

Generalmente, los próximos tratamientos caseros pueden ayudar a aliviar el dolor de espalda superior.

  • Descanso a corto plazo
  • Estiramientos leves
  • Medicamentos de venta libre, por ejemplo, ibuprofeno (Motrin®), naproxeno sódico (Aleve®) o acetaminofén (Tylenol®). Tómelo con alimentos y no tome más de la dosis recomendada.
  • Use una compresa fría disponible comercialmente o llene una bolsa de plástico con hielo y séllela y envuélvala. Aplicar en el área dolorida durante 20 minutos cada 2-3 horas durante los primeros 2 a 3 días.
  • Heat (después de las primeras horas 72). Después de usar calor húmedo, estirar suavemente los músculos para mejorar la movilidad y aliviar la rigidez.

Su médico puede recetarle medicamentos, como un relajante muscular o realizar inyecciones en los puntos gatillo para ayudar a disolver los espasmos musculares. También pueden recomendar fisioterapia para aumentar la flexibilidad, la movilidad y aliviar el dolor. Otros tratamientos que su médico puede sugerir incluyen acupuntura y atención quiropráctica.

La mayoría de los casos de dolor de espalda superior se resuelven en 1 a 2 semanas sin tratamiento adicional. Una vez que pueda realizarlos sin dolor, reinicie sus actividades habituales lentamente. Sin embargo, no se apresure: puede interferir con su curación y arriesgarse a volver a lesionarse.

Espalda baja

El dolor lumbar y lumbar puede diferir del dolor sordo, que se convierte gradualmente en un dolor repentino, agudo o persistente que se siente debajo de la cintura. Lamentablemente, casi todas las personas, en algún momento de la vida, pueden experimentar un dolor que puede viajar hacia las nalgas y, a veces, hacia una o ambas extremidades inferiores. La causa más común es la distensión muscular, a menudo relacionada con trabajo físico pesado, levantamiento o movimiento poderoso, agacharse o torcerse en posiciones incómodas o estar de pie demasiado tiempo.

Causes

Varias afecciones diferentes causan o provocan dolor. Muchos involucran compresión nerviosa (p. Ej., Nervio pinzado) que puede causar dolor y otras dolencias. Los tipos de trastornos de la columna incluyen enfermedades degenerativas y relacionadas con traumas, es decir, relacionadas con la edad. Algunos de estos problemas de columna se encuentran a continuación.

  • Bojeo o hernia de disco. Un disco puede sobresalir hacia afuera. Un disco herniado se produce cuando la materia suave interna se escapa por una grieta o se rompe a través de la capa externa protectora del disco. Ambos problemas de disco pueden provocar compresión nerviosa, inflamación y dolor.
  • Estenosis espinal se desarrolla cuando el canal espinal o un conducto nervioso se estrecha anormalmente.
  • Artritis espinal, también llamada osteoartritis espinal o espondilosis, es un problema degenerativo de la columna vertebral común. Afecta a las articulaciones de la cara de la columna vertebral y puede contribuir al desarrollo de espuelas óseas.
  • espondilolistesis ocurre cuando un cuerpo vertebral lumbar (espalda baja) se desliza hacia adelante sobre la vértebra debajo de él.
  • Algunas lesiones causan fracturas vertebrales (tipos de estallido o compresión) (por ejemplo, caída).
  • Osteomielitis es una infección bacteriana que puede desarrollarse en uno de los huesos de la columna.
  • Tumores espinales son un crecimiento anormal de las células (una masa) y se reconocen como benigno (no canceroso) o maligno (cáncer).

Disminuir el dolor en casa

Si recientemente ha herido su espalda baja o baja, aquí hay algunas cosas que puede hacer.

  • Hielo luego calor
    Durante las primeras 24 a 48 horas, use hielo envuelto en una toalla o paño. El hielo ayudará a reducir la hinchazón, los espasmos musculares y el dolor. Después de eso, cambie a calor. El calor ayuda a calentar y relajar los tejidos inflamados.

Precaución: Nunca use una fuente de calor o frío directamente sobre la piel; envuélvalo siempre en algo.

  • Más de los medicamentos
    Tylenol o Advil, tomado de acuerdo con las instrucciones del paquete, puede ayudar a reducir la inflamación y el dolor.
  • Tómalo con calma
    Ya no se recomiendan días de reposo en cama; es posible que deba modificar su rutina diaria para permitir que la zona lumbar se recupere.

Cuándo buscar atención médica

Cuando el dolor se vuelve severo y persistente

  • El dolor lumbar es o se vuelve severo y persistente
  • No desaparece después de unos días
  • Interfiere con el sueño y las tareas diarias

Los síntomas enumerados a continuación siempre requieren atención médica inmediata:

  • Ingle, debilidad en las piernas y / o entumecimiento

Tratamiento

Descargo de responsabilidad

Alcance de la práctica profesional *

La información aquí contenida en "Dolor de espalda"no pretende reemplazar una relación personal con un profesional de la salud calificado, un médico con licencia y no es un consejo médico. Le recomendamos que tome sus propias decisiones de atención médica en función de su investigación y asociación con un proveedor de atención médica calificado profesional.

Nuestro alcance de información se limita a quiropráctica, musculoesquelético, medicamentos físicos, bienestar, problemas de salud delicados, artículos, temas y discusiones de medicina funcional. Ofrecemos y presentamos colaboración clínica con especialistas de una amplia gama de disciplinas. Cada especialista se rige por su ámbito de práctica profesional y su jurisdicción de licencia. Usamos protocolos funcionales de salud y bienestar para tratar y apoyar la atención de las lesiones o trastornos del sistema musculoesquelético.

Nuestros videos, publicaciones, temas, temas e ideas cubren asuntos clínicos, problemas y temas que se relacionan y respaldan, directa o indirectamente, nuestro alcance clínico de práctica. *

Nuestra oficina ha hecho un intento razonable de proporcionar citas de apoyo y ha identificado el estudio o estudios de investigación relevantes que respaldan nuestras publicaciones. Proporcionamos copias de los estudios de investigación de respaldo disponibles para las juntas reguladoras y el público a pedido.

Entendemos que cubrimos asuntos que requieren una explicación adicional de cómo puede ayudar en un plan de atención o protocolo de tratamiento en particular; por lo tanto, para discutir más a fondo el tema anterior, no dude en preguntar El Dr. Alex Jimenez o póngase en contacto con nosotros en 915-850-0900.

Estamos aquí para ayudarlo a usted y a su familia.

Bendiciones

El Dr. Alex Jimenez corriente continua MSACP, CCST, IFMCP*, CIFM*, ATN*

email: coach@elpasofunctionalmedicine.com

Licenciado en: Texas & New Mexico*