¿Qué son las enfermedades gastrointestinales? El Quiropráctico El Paso, TX
Dr. Alex Jimenez, Quiropráctico de El Paso
Espero que hayan disfrutado de nuestras publicaciones en varios temas relacionados con la salud, la nutrición y las lesiones. Por favor, no dude en llamarnos o llamarme si tiene preguntas cuando surja la necesidad de buscar atención. Llame a la oficina oa mí mismo. Oficina 915-850-0900 - Móvil 915-540-8444 Saludos. Dr. J

¿Qué son las enfermedades gastrointestinales?

El sistema digestivo es en gran medida el encargado de proporcionar al cuerpo los nutrientes esenciales necesarios para que todos los otros sistemas del cuerpo funcionen de manera efectiva. Pero, ¿qué sucede cuando su salud digestiva es menos que óptima y su bienestar general se ve afectado? Las enfermedades gastrointestinales pueden causar estragos en la estructura y la función del sistema digestivo, alterando su efectividad al proporcionar al cuerpo los nutrientes esenciales, así como el de otros procesos importantes en el cuerpo humano.

¿Qué son las Enfermedades Gastrointestinales Funcionales?

Las enfermedades gastrointestinales funcionales son aquellas en las que el tracto gastrointestinal, o tracto gastrointestinal, parece normal, pero en realidad puede no estar funcionando adecuadamente. Son los problemas más comunes que afectan el tracto gastrointestinal, incluidos el colon y el recto. El síndrome del intestino irritable, o SII, y el estreñimiento son dos de los ejemplos más comunes de enfermedades gastrointestinales funcionales. Muchos factores pueden afectar la función del tracto gastrointestinal, principalmente cuando involucra su motilidad o la capacidad de mantener las "cosas" en movimiento, como:

  • Comer una dieta inadecuada que también es baja en fibra,
  • No participar en suficiente actividad física o ejercicio,
  • Cambios en su rutina diaria debido a viajar,
  • Comer grandes cantidades de productos lácteos,
  • El estrés,
  • Resistiendo el impulso de ir al baño,
  • Resistir el impulso de ir al baño debido al dolor de las hemorroides
  • Exagerar con el uso de laxantes o ablandadores de heces, que debilitan los músculos intestinales,
  • Tomando medicamentos antiácidos, que calcio o aluminio,
  • Usar ciertos medicamentos y / o medicamentos, especialmente antidepresivos, pastillas de hierro y fuertes analgésicos como narcóticos,
  • Y el embarazo

Síndrome del Intestino Irritable, o SII

El síndrome del intestino irritable, también conocido como colon espástico, colon irritable o estómago nervioso, es una enfermedad gastrointestinal en la que el músculo del colon se contrae con más frecuencia que en personas sin SII. Ciertos alimentos, medicamentos y medicamentos, e incluso el estrés emocional se han identificado como algunos de los aspectos más frecuentes que pueden desencadenar el síndrome del intestino irritable y sus síntomas. Los síntomas del síndrome del intestino irritable o IBS incluyen:

  • Dolor abdominal y calambres,
  • Gas excesivo,
  • Hinchazón,
  • Cambios en los hábitos de evacuación intestinal, como heces más duras, flojas o más urgentes de lo normal,
  • Y alternancia de estreñimiento y diarrea.

Los métodos de tratamiento para el síndrome del intestino irritable o IBS incluyen:

  • Evitar el consumo de cafeína o productos con cafeína,
  • Agregar más ingesta de fibra a su dieta,
  • Monitorear qué alimentos activan su IBS y tomar medidas para evitar comer estos alimentos,
  • Disminuir los niveles de estrés al aprender diferentes formas de lidiar con el estrés,
  • Y ocasionalmente tomar medicamentos y medicamentos según lo recetado por un profesional de la salud.

Estreñimiento

El estreñimiento es una enfermedad gastrointestinal común, que se describe como la incapacidad o dificultad para tener una evacuación intestinal regular, o mover las heces, donde son infrecuentes, aproximadamente menos de tres veces por semana o incompletas. El estreñimiento usualmente es provocado por la insuficiencia de fibra en la dieta, o debido a una interrupción en su dieta normal o rutina diaria. El estreñimiento puede causar que una persona se esfuerce durante una evacuación intestinal. Puede crear heces pequeñas y duras, y algunas veces puede ocasionar problemas anales, como hemorroides y fisuras. El estreñimiento rara vez es un signo de un problema de salud digestivo más grave. Las personas con estreñimiento pueden tratar el problema de la siguiente manera:

  • Aumentar el consumo de fibra en su dieta,
  • Participar en actividad física regular o ejercicio,
  • Y yendo al baño rápidamente cuando sienta la necesidad de ir, ya que se cree que la resistencia al impulso puede causar estreñimiento.

Si estos métodos de tratamiento no son suficientes, se pueden usar laxantes pero solo como una alternativa temporal. Tenga en cuenta que el uso excesivo de laxantes eventualmente puede empeorar los síntomas de estreñimiento. Siempre siga los consejos de su profesional de la salud o siga las instrucciones del medicamento laxante, según corresponda.

¿Qué son las Enfermedades Gastrointestinales Estructurales?

Las enfermedades gastrointestinales estructurales son aquellas en las que los intestinos se ven anormales y tampoco funcionan adecuadamente. Ocasionalmente, la anomalía estructural puede necesitar ser removida quirúrgicamente para aliviar el problema de salud digestiva. Ejemplos comúnmente reportados de enfermedades gastrointestinales estructurales, incluyen hemorroides, enfermedad diverticular, pólipos de colon, cáncer de colon y enfermedad inflamatoria intestinal.

Trastornos anales

Hemorroides

Las hemorroides se pueden caracterizar como los vasos sanguíneos hinchados que recubren la abertura anal. Son provocados por una presión crónica y excesiva por esfuerzo durante un movimiento intestinal, diarrea persistente o incluso embarazo. Hay dos tipos de hemorroides: interna y externa.

Hemorroides internas

Las hemorroides internas son vasos sanguíneos en el interior de la abertura anal. Cuando caen al ano como resultado de un esfuerzo, pueden irritarse y comenzar a sangrar. En última instancia, las hemorroides internas pueden caerse lo suficiente como para que se hundan, se hundan y / o se salgan del ano.

Los métodos de tratamiento para las hemorroides internas incluyen:

  • Mejorando los hábitos del movimiento intestinal, como evitar el estreñimiento, no forzar durante las evacuaciones intestinales e ir al baño cuando tiene ganas de ir,
  • Hacer que su médico use bandas elásticas para extraer los vasos sanguíneos,
  • Y, hacer que un profesional de la salud los quite quirúrgicamente. Las intervenciones quirúrgicas generalmente solo se utilizan para pacientes con hemorroides dolorosamente grandes y persistentes.

Hemorroides externas

Las hemorroides externas son venas que se encuentran justo debajo de la piel en la parte externa del ano. Ocasionalmente, después del esfuerzo, las venas hemorroidales externas pueden estallar, formando un coágulo de sangre debajo de la piel. Esta condición muy dolorosa se conoce médicamente como una pila.

Los métodos de tratamiento para las hemorroides externas incluyen la eliminación del coágulo y la vena bajo anestesia local y / o la eliminación de la hemorroide en sí.

Fisuras anales

Las fisuras anales son grietas o grietas que se producen en el revestimiento de la abertura anal. La causa más común de una fisura anal es el paso de heces muy duras o acuosas. La grieta en el revestimiento anal expone los músculos que controlan el paso de las heces a través del ano y fuera del cuerpo. Una fisura anal se considera una de las enfermedades o trastornos gastrointestinales más dolorosos, debido a que los músculos vulnerables pueden irritarse por la exposición a las heces, las heces y / o el aire, y pueden causar un intenso dolor ardiente, sangrado o espasmo. después de las deposiciones.

Los métodos de tratamiento iniciales para las fisuras anales incluyen drogas / medicamentos para el dolor, la adición de fibra dietética para reducir la incidencia de heces grandes y voluminosas, y baños de asiento, donde el individuo se sienta en unos pocos centímetros de agua tibia. Si estos tratamientos no alivian los síntomas dolorosos, se puede requerir cirugía para reparar el músculo del esfínter.

Abscesos perianales

Los abscesos perianales pueden ocurrir cuando las diminutas glándulas anales que se abren en el interior del ano se obstruyen, y las bacterias siempre presentes en estas glándulas desencadenan una infección. Cuando se desarrolla pus, puede crear el absceso perianal.

El tratamiento consiste en drenar el absceso, generalmente bajo anestesia local por un profesional de la salud calificado y con experiencia.

Fístula anal

Una fístula anal a menudo sigue al drenaje de un absceso y puede ser un pasaje artificial en forma de tubo en el canal anal a un orificio en la piel cerca de la abertura del ano. Los desechos corporales que viajan a través del canal anal se redirigen a través de este pequeño canal y salen a través de la piel, causando picazón e irritación. Las fístulas anales también provocan drenaje, dolor y hemorragia. Raramente cicatrizan solos y generalmente requieren cirugía para drenar el absceso y "cerrar" la fístula.

Otras infecciones perianales

Ocasionalmente, las glándulas de la piel cerca del ano se infectan y es posible que deban drenarse. Justo detrás del ano, se pueden formar abscesos que contienen un pequeño mechón de pelo en la parte posterior de la pelvis, conocido como un quiste pilonidal. Las enfermedades de transmisión sexual que pueden afectar el ano incluyen las verrugas anales, el herpes, el SIDA, la clamidia y la gonorrea.

Enfermedad diverticular

La diverticulosis es la presencia de pequeñas bolsas de aire, conocidas como divertículos, en la pared muscular del intestino grueso que se forman en áreas debilitadas del tracto gastrointestinal o tracto gastrointestinal. Por lo general, se desarrollan en el colon sigmoide, el área de alta presión del intestino grueso inferior. La enfermedad diverticular es relativamente común y puede ocurrir en aproximadamente el 10 por ciento de las personas mayores de XnUMX y en 40 por ciento de las personas mayores de XnUMX en las culturas occidentales. Con frecuencia es causada por muy poca cantidad de fibra en la dieta. La diverticulosis rara vez causa síntomas.

Las complicaciones de la enfermedad diverticular ocurren en alrededor del 10 por ciento de las personas con evacuación. Incluyen inflamación o infección (diverticulitis), hemorragia y obstrucción. Los métodos de tratamiento para la diverticulitis incluyen antibióticos, aumento de líquidos, junto con una dieta especializada. Se necesitan intervenciones quirúrgicas en aproximadamente la mitad de los pacientes que tienen complicaciones para eliminar el segmento de colon involucrado.

Pólipos de colon y cáncer

Acerca de 130,000 Los estadounidenses son diagnosticados con cáncer colorrectal cada año, convirtiéndolo en el segundo tipo de cáncer más común en los Estados Unidos. Afortunadamente, con los avances médicos en las terapias de detección temprana y métodos de tratamiento, el cáncer colorrectal es una de las formas más curables de la enfermedad. Al utilizar una variedad de pruebas de detección, es posible prevenir, detectar y tratar la enfermedad antes de que aparezcan los síntomas.

El valor de la detección

Prácticamente todos los cánceres colorrectales comienzan como pólipos, tumores benignos o no cancerosos, en los tejidos que recubren el colon y el recto. El cáncer se desarrolla cuando estos pólipos crecen y se desarrollan células anormales que comienzan a invadir los tejidos circundantes. La eliminación de pólipos puede prevenir el desarrollo de cáncer colorrectal. Casi todos los pólipos precancerosos se pueden extirpar sin dolor usando un tubo flexible e iluminado llamado colonoscopio. Si no se detecta en las primeras etapas, el cáncer colorrectal puede diseminarse por todo el sistema. El cáncer más avanzado requiere procedimientos quirúrgicos más complejos. La mayoría de las formas tempranas de cáncer colorrectal no causan síntomas, lo que hace que la detección sea una parte esencial de su diagnóstico. Cuando ocurren los síntomas, el cáncer ya puede estar muy avanzado. Los síntomas incluyen sangre mezclada con las heces, un cambio en los hábitos normales de defecación, estrechamiento de las heces, dolor abdominal, pérdida de peso o cansancio constante.

La mayoría de los casos de cáncer colorrectal se detectan de una de estas cuatro formas:

  • Al evaluar personas con un riesgo promedio de cáncer colorrectal a partir de la edad 50,
  • Al examinar personas con un mayor riesgo de cáncer colorrectal, por ejemplo, aquellas con antecedentes familiares o antecedentes personales de pólipos en el colon o cáncer,
  • Al investigar el intestino en pacientes con síntomas,
  • Y a través de un hallazgo casual en una rutina, un chequeo médico.

La detección temprana es su mejor oportunidad para una cura.

Colitis

Hay varios tipos de colitis, enfermedades gastrointestinales que pueden causar una inflamación del intestino. Los diferentes tipos de colitis incluyen:

  • Colitis infecciosa
  • Colitis ulcerosa, donde la causa es desconocida,
  • Enfermedad de Crohn, donde la causa es desconocida,
  • Colitis isquémica, causada cuando no hay suficiente sangre en el colon,
  • Y colitis por radiación, causada después de la radioterapia.

La colitis causa diarrea, sangrado rectal, calambres abdominales y urgencia, o necesidad frecuente e inmediata de vaciar los intestinos. Los métodos de tratamiento para la colitis dependen del diagnóstico, que se realiza después de una colonoscopia y una biopsia.

¿Se pueden evitar las enfermedades gastrointestinales?

Muchas enfermedades gastrointestinales, o enfermedades gastrointestinales, se pueden prevenir o reducir su riesgo administrando y manteniendo un estilo de vida saludable, como una nutrición adecuada, ejercicio e hidratación, entre otras modificaciones del estilo de vida, practicando buenos hábitos de evacuación intestinal y sometiéndose a la detección del cáncer. La colonoscopia se recomienda para pacientes con riesgo promedio a la edad 50. Cuando tiene un historial familiar de cáncer colorrectal o pólipos, se puede recomendar una colonoscopia a una edad más temprana. Normalmente, se recomienda una colonoscopia 10 años más joven que el familiar afectado. Por ejemplo, si su hermano ha sido diagnosticado con cáncer colorrectal o pólipos a la edad de 45, debe comenzar a detectar a la edad de 35. En caso de que tenga síntomas de cáncer colorrectal, debe hablar con su médico de inmediato. Los síntomas comunes incluyen:

  • Un cambio en los hábitos normales de evacuación intestinal
  • Sangre en o en las heces que es brillante u oscura,
  • Dolores inusuales abdominales o de gases,
  • Heces muy estrechas
  • Una sensación de que el intestino no se ha vaciado completamente después de defecar,
  • Pérdida de peso inexplicable,
  • Y fatiga

El alcance de nuestra información se limita a las lesiones y afecciones quiroprácticas y espinales. Para discutir el tema, no dude en preguntar al Dr. Jimenez o contáctenos en 915-850-0900 .

Por el Dr. Alex Jimenez

Temas Adicionales: Bienestar

La salud y el bienestar en general son esenciales para mantener el equilibrio mental y físico adecuado en el cuerpo. De comer una nutrición equilibrada, así como el ejercicio y la participación en actividades físicas, a dormir una cantidad saludable de tiempo sobre una base regular, siguiendo los mejores consejos de salud y bienestar en última instancia, en última instancia, puede ayudar a mantener el bienestar general. Comer un montón de frutas y verduras puede ir un largo camino hacia ayudar a las personas a ser saludables.

blog de imágenes de Repartidor de dibujos animados gran noticia

TEMA DE TENDENCIA: EXTRA EXTRA: ¡Cómo ser más saludable!